Publicado: 27 de octubre de 2022

¿Qué es el dolor?

El dolor se define como una experiencia sensorial y emocional  desagradable asociada a un daño real o potencial de los tejidos  del organismo, o que simula el mismo, según la Asociación  Internacional para el Estudio del dolor (IASP, de sus siglas en  inglés). Es un fenómeno complejo en el que intervienen factores  biológicos, psicológicos y sociales.

Hay muchas maneras de clasificar el dolor según en qué característica ponemos la atención, con lo que podemos hablar de un dolor  agudo o crónico (si dura horas-días o por el contrario dura más de tres meses), o de un dolor leve, moderado (cuando interfiere en  las actividades normales de la persona) o severo (interfiere con su descanso). Por otro lado, son especialmente interesantes las dos  siguientes formas de clasificar el dolor, puesto que nos ayudan mucho a elegir la medicación y consejos más adecuados, y modificar  sus pautas según su respuesta:

Dolor nociceptivo

Este tipo de dolor se debe a daño de los sensores del dolor  (nociceptores) localizados en órganos o tejidos, y suele  responder bien al tratamiento con antiinflamatorios no  esteroideos (de esta familia son el paracetamol o el  ibuprofeno entre muchos otros), y también a analgésicos  opiáceos (derivados de la morfina).

Visceral

Se produce por alteración de los sensores que recogen el dolor  en las vísceras u órganos internos (hígado, páncreas, bazo…).  Es un dolor continuo, profundo y mal localizado, que puede  irradiarse o reflejarse en zonas alejadas al lugar donde está la  lesión que lo produce. Suele acompañarse de náuseas,  vómitos, sudoración o mareo. Pueden requerir estudios  concretos urgentes para averiguar qué está dañado y tratar la  lesión que lo causa: apendicitis, colecistitis, abscesos o  sangrados internos, etc. En otras ocasiones puede deberse a  enfermedades ya conocidas, como infiltraciones tumorales, en  cuyo caso se pauta tratamiento con analgésicos opiáceos y no  opiáceos.

Dolor psicógeno

En este tipo de dolor es muy importante la participación de  factores psicosociales de cada individuo. Generalmente  responde solo de forma parcial a los analgésicos de cualquier  tipo a pesar de aumento de dosis e intensidad del tratamiento.

Dolor mixto

Tiene características de varios de los tipos de dolor descritos  arriba.

Somático

Por activación de nociceptores a nivel de piel, músculos, huesos,  vasos sanguíneos y tejidos adyacentes. Produce un dolor  punzante, localizado donde se encuentra le lesión y que puede  irradiarse siguiendo el trayecto nervioso del nociceptor afectado.  Característicamente responde muy bien al tratamiento con  antiinflamatorios no esteroideos, tanto orales como tópicos  administrados en forma de cremas o sprays. Este tipo de dolor  es el que tenemos tras un traumatismo (torceduras, esguinces,  fracturas, roturas fibrilares); en estos casos, además de  indicarse medicación analgésica, es importante realizar reposo y  administrar frío local. También es el caso de las contracturas  musculares, en cuyo caso se recomienda administrar calor en  lugar de frío.

Dolor neuropático

Producido por estímulo del sistema nervioso sin que haya una  lesión existente en otros tejidos. Es un dolor generalmente difícil  de definir, punzante, quemante o eléctrico, que puede  acompañarse de hormigueo, y de dolor desproporcionado al  mero roce en la zona afectada. Algunos ejemplos de este tipo de  dolor son los dolores radiculares que se producen por  compresión de los nervios en la columna vertebral o en su  trayecto y las neuralgias en general. El dolor neuropático puede  mejorar al ser tratado con antiinflamatorios no esteroideos y con  opiáceos, pero es característica su buena respuesta al  tratamiento con antiinflamatorios esteroideos (corticoides) y con  antidepresivos y antiepilépticos.

Según el curso del dolor

Dolor intermitente

Aparece en forma de episodios recurrentes de dolor con  periodos sin dolor entre los mismos. Puede manejarse con  analgésicos, generalmente antiinflamatorios no esteroideos,  en los momentos en que hay dolor, en forma de tratamiento  intermitente.

Dolor continuo

Aparece en forma de episodios recurrentes de dolor con  periodos sin dolor entre los mismos. Puede manejarse con  analgésicos, generalmente antiinflamatorios no esteroideos,  en los momentos en que hay dolor, en forma de tratamiento  intermitente.

Dolor continuo

Persiste a lo largo del día y no desaparece. Requiere un  tratamiento analgésico pautado, reglado y continuado.

Dolor continuo controlado

Desaparece tomando la medicación analgésica de la forma  pautada.

Dolor continuo no controlado.

Dolor irruptivo

Aparece una exacerbación transitoria y muy intensa del dolor  que dura minutos, y después es un dolor controlado el resto del  día. En estos casos se pautan tratamientos con opiáceos  potentes y con formas de acción muy rápida y de corta  duración.

Dolor al final de dosis

Aparece poco antes de administrarse la siguiente dosis de  analgésico pautada, generalmente con tratamientos de larga  acción. Esto suele indicar necesidad de adelantar la siguiente  dosis como pauta habitual.

Con todo ello, podríamos concluir que el dolor no es algo sencillo de entender ni de manejar, y que es importante acudir a  nuestro médico de referencia cuando estamos ante un dolor distinto al habitual para conocer su origen y para asegurarnos de  estar recibiendo el mejor tratamiento para nuestra dolencia.

 

Información tomada de https://www.salud.mapfre.es/enfermedades/reportajes-enfermedades/

 

Compartir

Tambien te puede interesar...

Qué síntomas produce el asma

27 de octubre de 2022|

La hiperreactividad bronquial consiste en una respuesta  exagerada del árbol bronquial ante estímulos que en personas  sanas serían inofensivos. Genera un estrechamiento de la vía  aérea que se produce por contracción de la musculatura lisa ...

Clasificación del dolor

27 de octubre de 2022|

¿Qué es el dolor? El dolor se define como una experiencia sensorial y emocional  desagradable asociada a un daño real o potencial de los tejidos  del organismo, o que simula el mismo, según la Asociación  ...